IGR permite obtener intereses sobre el oro de las familias turcas sin venderlo

IGR permite obtener intereses sobre el oro de las familias turcas sin venderlo

Vitrinas con objetos, joyas y lingotes de oro

Uno de los problemas fundamentales de cualquier ahorrador en oro físico es obtener liquidez de sus reservas de oro físico sin venderlo. IGR (Istanbul Gold Refinery), la empresa más importante del mercado del oro en Turquía, introdujo en 2011 la posibilidad para las familias turcas de depositar su oro en cuentas de depósito de oro para así obtener liquidez con tipo de interés que se paga por este depósito de oro sin tener que venderlo.

A través de un proyecto llevado a cabo en Turquía, que en la actualidad es uno de los mercados más importantes del metal dorado, en el que participaron conjuntamente la mayor refinería del país, Istanbul Gold Refinery, y los principales bancos, los hogares turcos han tenido la opción de depositar el oro de las joyas en cuentas bancarias.

Para cualquier país o ciudadano es importante disponer de reservas de oro, ya que en el caso de llegar a sufrir una crisis de deuda externa, esto supone una medida de protección ante posibles escenarios de inestabilidad económica e inflación.

Este proyecto supuso un aumento en el interés del público en cuentas bancarias de oro en muy poco tiempo y disparó las reservas bancarias en oro de los tucos, pasando de 195 toneladas en 2011 a 523 en noviembre de 2014.

¿Cómo se puede llevar a cabo esta introducción de oro físico en cuentas bancarias?
Lo cierto es que ese oro que se encuentra en el joyero familiar, y que al fin y al cabo, se trata de un instrumento muy importante de ahorro, no está contabilizado. Por ello, el proceso de integración en el sistema económico se realiza a través de Istanbul Gold Refinery (IGR), que recibe el oro de los clientes, lo analiza y, una vez calculado el total de oro fino que contiene, se deposita en la cuenta en oro que el cliente ha abierto en el banco. Esto permite a los clientes custodiar de forma segura su oro, sin coste alguno, a la vez que perciben un interés por la cantidad depositada, mientras que los bancos tienen ese oro a su disposición para utilizarlo como fuente de financiación. Básicamente es lo mismo que una cuenta de ahorros en euros, o sea un crédito que damos al banco en euros, pero en este caso existe la posibilidad de prestar oro físico y recibir intereses por prestarlo en una unidad de cuenta de oro físico.

Los resultados positivos de este proyecto también se reflejan en la economía del país a través de cifras, con la acumulación de aproximadamente unos 10.000 millones de dólares americanos de valor en las cuentas de oro de los bancos (a finales de 2013). Algunas de las ventajas de este proyecto son, por un lado, la mejora de los datos macroeconómicos, ya que el oro que se recopila se retiene en cuentas de oro en los bancos con un impacto positivo en la tasa de ahorro del país, y por otra parte, la concesión de préstamos por parte de los bancos a consumidores a cambio de cuentas en oro que pueden destinarse a actividades productivas y que repercuten directamente en aumento de la producción y del empleo. Además, este sistema también facilita el control de los precios de moneda extranjera y la utilización de cierta cantidad de oro acumulado en esas cuentas por parte del Banco Central como reservas de oro.

OroyFinanzas.com ha entrevistado a Özcan Halaç, CEO de la refinería Istanbul Gold Refinery (IGR) sobre este asunto:

Turquía ha sido tradicionalmente un país donde el oro es parte de su cultura. ¿Cómo ha reaccionado la población turca a este programa?

Comenzamos en Turquía con este proyecto en 2011, en una iniciativa pionera en el mundo llevado a cabo en Turquía por primera vez en el mundo. Antes de ese año, sólo había 34 toneladas de oro en cuentas de oro en el banco. Con el impacto de este proyecto, la población empezó a mostrar mayor interés en este producto bancario. Hoy en día, hasta septiembre de 2014, contabilizamos más de 180 toneladas de oro en cuentas bancarias. Estas cifras repercuten directamente en el total de reservas del Banco Central del país, pasando de 195 toneladas en 2011 a 523 registrados el pasado mes de noviembre.

IGR tiene oficinas en varios países del mundo. Según sus datos, ¿en qué zonas han observado una mayor demanda de oro físico?

Entre ellos también tenemos oficina en España, con sede en Madrid y nuestra tienda online para el público a través de OroShop.es. Después de China e India, según nuestros datos, Estados Unidos, donde IGR tiene presencia con oficinas en Nueva York y Miami, es el país que más oro físico nos demanda. También Emiratos Árabes, que es un punto estratégico para el comercio de oro. Y por supuesto, Turquía, nuestra casa, donde la demanda de oro físico también es muy importante.

A finales del año 2013 se llegó a alcanzar una demanda de oro físico de 4.961 toneladas a nivel mundial, cifra histórica, ya que en los últimos 5 años la demanda aumentó en un 60%. No obstante, se espera que 2014 termine con un descenso de demanda de oro físico, según la encuesta de Thomson Reuters, un 16% menos.

Hablemos ahora sobre el precio del oro, que ha sido muy volátil durante este año, ¿cuáles son las predicciones para 2015 según una de las mayores refinerías del mundo?

El precio del oro está a la baja y se espera que esta situación continúe así durante un tiempo. No sólo el precio del oro, sino el de todas las materias primas en general. La recuperación de la economía de EE.UU., el final de la expansión monetaria de la Fed y el optimismo general en la economía mundial son algunas de las razones por las que el precio se mantiene bajista. No obstante, hay algunas situaciones que todavía están sin resolver y que pueden romper este optimismo, causando incertidumbre en 2015 y aumentando la demanda global de oro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>